Advertisement

¿Sabías que el mal aliento puede ser causado por los millones de bacterias que viven en tu boca?  Si no cuidas tus dientes diariamente, la comida se queda atrapada en tu boca, puede descomponerse y crear enfermedades de las encías y caries, además de serias enfermedades que pueden afectar tu salud en general. Una buena rutina bucal ayuda a eliminar esa descomposición y prevenir el mal aliento.

Comienza a dar los primeros pasos hacia una boca más saludable siguiendo estos cinco pasos:

Advertisemen

1. Cepillar los dientes
Aprende a cepillarte bien los dientes. Para un buen cepillado se deben emplear al menos dos minutos y colocar el cepillo formando un ángulo de 45° respecto a la encía con movimientos cortos y suaves.  Recuerda limpiar todos los dientes y superficies y usar un reloj para marcarte al menos 2 minutos de tiempo para tu cepillado.

2. Utilizar hilo dental
A pesar de que a la gente no le gusta el uso del hilo dental, esta herramienta es la más efectiva para eliminar los restos de comida entre los dientes que el cepillado no puede quitar.

3. Usar enjuague bucal 
Hay muchas superficies de la boca donde las bacterias pueden asentarse: en los dientes, naturalmente, pero también en la lengua y las encías. El uso de un enjuague bucal, como por ejemplo el Colgate Total Gum Health te da 12 horas de protección contra los gérmenes, aún después de comer y beber, y mata el 99% de los gérmenes al contacto y refresca el aliento.

4. Visitar al dentista
¿Crees que tienes unos dientes y una boca sana porque te los lavas todos los días? ¡Esto no es una excusa para no ir al dentista! Visita a tu dentista regularmente, al menos una vez al año, o si es posible cada seis meses.

5. Mantener un dieta balanceada
Elige una dieta balanceada y evita el consumo de almidones y azúcares.  Tanto la cantidad de azúcar como la frecuencia con la que se consuma son factores que determinan el aumento de caries y problemas dentales.

5 pasos para una boca sana