Advertisement

Los ciudadanos de Wakanda deben estar alegres. Black Panther se ha convertido en un éxito de taquilla durante su primer fin de semana en Estados Unidos y fuera de sus fronteras, muy a pesar del escepticismo que rondaba la película, por un lado porque el héroe es de los menos conocidos del Universo Cinematográfico de Marvel, y por otro porque se trata de un elenco en su mayoría afroamericano, algo relativamente nuevo para la audiencia.

Según Mashable, la película habría logrado entre el viernes y hasta el domingo una recaudación en taquilla de US$192 millones en Estados Unidos, apenas por detrás de éxitos como The Avengers, que obtuvo poco más de US$207 millones durante el mismo periodo en su estreno en 2012.

Advertisemen