Home Actualidades Comienza la Cumbre Iberoamericana

Comienza la Cumbre Iberoamericana

SHARE

Los temas centrales de la cumbre llevan directamente al tema de la juventud, el crecimiento y el reparto de la riqueza, todos temas convocantes y sensibles para los países de la región, pero el éxito de la convocatoria tiene especial interés para España, factotum desde hace 23 años de estas reuniones, y para México.

Felipe de Borbón toma la posta de su padre, Juan Carlos, que desde hace más de dos décadas intenta con esta cumbres ser la voz de Hispanoamérica y sus riquezas ante la Comunidad Europea

Para España y su gobierno es una apuesta fuerte. Felipe de Borbón toma la posta de su padre, Juan Carlos, que desde hace más de dos décadas intenta con esta cumbres ser la voz de Hispanoamérica y sus riquezas ante la Comunidad Europea.

Por eso, tanto la Casa Real como el gobierno de España acordaron dos acciones fundamentales para esta cumbre: respaldar que se pase a una agenda bianual y dar un fuerte espaldarazo al presidente de México, Enrique Peña Nieto, sumergido en una crisis sin precedentes por el caso de los 43 estudiantes que hace más de dos meses fueron desaparecidos en Iguala. Los restos de uno de esos jóvenes fueron identificados ayer, en un nuevo giro de la situación.

Para el objetivo de revitalizar la Cumbre Iberoamericana fue designada tiempo atrás secretaria general de Iberoamérica la diplomática costarricense Rebeca Grynspan, en reemplazo de Enrique Iglesias.

Grynspan prestó especial atención al reclamo de los presidentes de los países iberoamericanos, fatigados para asistir a estas cumbres cuando ya tienen una agenda más que nutrida con los distintos y pujantes nucleamientos regionales que surgieron en la última década, y luego del anodino encuentro de hace un año en Panamá.

En cuanto al respaldo de España a Peña Nieto, tanto el rey como el jefe del gobierno español, Mariano Rajoy, hicieron trascender que darán un claro apoyo al mandatario anfitrión. De hecho, ambos fueron los primeros en llegar a Veracruz, ayer sábado, y ya desplegaron una amplia agenda.

Ese respaldo no será sólo personal sino concretamente a las reformas estructurales que el mandatario del Partido de la Revolución Institucional (PRI) anunció hace diez días en un intento por mitigar el tema de la violencia organizada, de la que participan tanto bandas narco como políticos y fuerzas de seguridad.

“El país está en un momento delicado, pero está encarando con valentía las reformas y los casos de falta de seguridad y es bueno respaldarle”, señalaron fuentes diplomáticas españolas a la agencia noticiosa estatal de ese país, EFE.

Los ejes temáticos de la cumbre, que será la que cierre la periodicidad anual inaugurada hace 23 años justamente en México, serán educación, cultura e innovación, claves para alcanzar un “desarrollo equitativo y sostenible” en Iberoamérica, dijo Grynspan el viernes.

La funcionaria iberoamericana fue directa al plantear que si bien en las últimas dos décadas América latina ha tenido entre otros grandes logros el sacar a 60 millones de personas de la pobreza, cuadruplicar su producto bruto y aumentar en 50 por ciento la población de clase media, “sigue siendo la región más desigual del mundo”.

Esa desigualdad, agregó Grynspan, afecta sobre todo a los jóvenes, que son el grupo poblacional más nutrido de toda la región.
Destacó que 70 por ciento de los estudiantes universitarios son los primeros de sus familias que llegan a esa formación, lo que habla “de una gran movilidad social”, pero a la vez “hay muchos jóvenes que no han tenido esa oportunidad, que están sujetos al crimen, a la violencia, a la extorsión”.

Una duda es si el reclamo de los familiares de los 43 estudiantes de Ayotzinapa, que fueron desaparecidos en Iguala, estado Guerrero, el último 26 de septiembre, se hará presente en esta Cumbre Iberoamericana, como acaba de ocurrir en la Feria Internacional del Libro (FIL) de Guadalajara.

Es que el violento hecho en el que policías comunales de Iguala atacaron a los estudiantes, mataron a seis personas y entregaron a los alumnos a la organización criminal Guerreros Unidos para que los hicieran desaparecer, fue la gota que colmó la medida no sólo dentro de México, donde la violencia es parte del paisaje cotidiano, sino en el ámbito internacional.

Desde septiembre no ha habido institución, desde el Vaticano al Congreso de Estados Unidos, desde la Comunidad Europea a las más diversas organizaciones sociales, que no hayan reclamado al Estado mexicano una solución a su problema interno.

Sin embargo, la subsecretaria de América Latina y el Caribe de la cancillería mexicana, Vanessa Rubio, aseguró ayer sábado que el tema de los 43 estudiantes, uno de los cuales fue identificado ayer en un basural de Cocula, no opacará la agenda de la Cumbre Iberoamericana.

“Será una cumbre exitosa, que mire hacia el futuro, donde habrá una amplia representación de mandatarios y que viene a refrendar el liderazgo del presidente Peña Nieto”, dijo la funcionaria.

Agregó que México “asume sus retos y los enfrenta con transparencia”, por lo que “la cumbre refrendará que México es un país que tiene avances importantes”.

Comienza la Cumbre Iberoamericana

SHARE