Advertisement

No fueron los toros que lo cornearon sino un dron que llenó de sangre a Enrique Iglesias anoche en plena presentación en la Plaza de Toros de Playas, en Tijuana.

En su presentación de la gira “Sex and Love” en la fronteriza ciudad mexicana, el cantante español terminó con una mano vendada y llena de sangre; y una camisa, que era originalmente blanca, con un corazón hecho de su propia sangre.

Advertisemen

Como suele acostumbrar, el intérprete de “Bailando” trató de agarrar un “drone”, o mini objeto aéreo con cámara, para grabar imágenes del concierto al que asistieron 12 mil personas.

De acuerdo con el comunicado de su representante Joe Bonilla, “algo salió mal y tuvo un accidente”.

“Enrique fue semitratado por un equipo a un costado del escenario para tratar de detener la pérdida de sangre”, agregó el vocero.

Y agregó que al cantante “se le recomendó que terminara el show” pero él siguió cantando media hora más.

Enrique Iglesias termina ensangrentado durante concierto en México