SHARE

En el partido Brasil vs Alemania por la primera semifinal del Mundial 2014 no sólo a la goleada del conjunto europeo (7 a 1) le calza el adjetivo “histórico”: la audiencia también alcanzó una marca única.

Cuando faltaban pocos minutos para que finalice el segundo tiempo del encuentro jugado en Belo Horizonte, la TV Pública marcó 49 puntos, pico al que nunca había llegado la emisora estatal en los últimos 15 años, según el minuto a minuto de Ibope.

Antes de ese momento, la TV Pública ya tenía el 76,2 por ciento del share. Los otros canales registraron números inusuales. El Trece tuvo un piso de 0,9, Telefé de 2,9, América de 1,8 y Canal 9, 0,4 puntos.

Cuando arrancó el partido tardó poco tiempo en superar los 29 puntos en el minuto a minuto y el pico de los primeros 45 minutos fue 43,9. El promedio del primer tiempo fue de 36,8 puntos, mientras que el final fue de 40.9.

La paliza de Alemania a Brasil

En un partido increíble, los europeos arrasaron a los locales 7-1 en Belo Horizonte con goles de Klose, Kroos (2), Müller, Khedira y Schürrle.

Alemania humilló hoy a un Brasil que extrañó demasiado a Neymar, al golearlo por 7-1 en el estadio Mineirao en semifinales con una clase magistral de fútbol y mandarlo a jugar por el tercer puesto de un Mundial que organizó con el sueño de levantar la Copa y dejar atrás en el recuerdo el “Maracanazo” de 1950.

Thomas Müller, Miroslav Klose, Toni Kroos en dos oportunidades y Sami Khedira, en apenas 28 minutos en el primer tiempo, y André Schürrle, a los 23 y 33 del segundo príodo, destruyeron a Brasil y clasificaron a Alemania a la octava final mundialista de su historia, en la que intentará conseguir su cuarto título ecuménico tras los logrados en Suiza 1954, Alemania 1974 e Italia 1990.

El descuento más insuficiente que nunca para los anfitriones lo anotó Oscar, a un minuto del epílogo del cotejo. El equipo germano, en procura del tetracampeonato, enfrentará el domingo a las 16 en el estadio Maracaná de Río de Janeiro al ganador de la restante semifinal, que será protagonizada mañana a las 17 en el Arena Corinthians de San Pablo por Argentina y Holanda.

Brasil, por su parte, definirá el tercer puesto ante el perdedor de ese duelo, el sábado a las 17 en el Estadio Nacional de Brasilia.

Los números del Mundial

El conjunto de Luiz Felipe Scolari, con Neymar afuera del Mundial por la fractura de una vértebra causada por el colombiano Camilo Zúñiga en cuartos de final, salió a presionar en campo contrario, quizás su más grave error a la luz de los resultados, y Marcelo tuvo la primera oportunidad a los dos minutos, con un zurdazo desde media distancia que se fue ancho.

Sin embargo, el comienzo dinámico y electrizante del partido le depararía una sorpresa poco grata, la de encontrarse abajo en el marcador a los 10 minutos.

Cuatro minutos después de una advertencia de Sami Khedira, con un disparo que pegó en su compañero Toni Kroos, fue Müller quien se desmarcó de David Luiz y remató de volea un córner desde la derecha del nuevo volante de Real Madrid para batir al guardametas local Julio César y silenciar al Mineirao.

Brasil apenas intentó un tibia reacción, pero el elenco teutón le propinó, a los 22, un nuevo golpe, muchísimo más duro que el primero, porque fue casi el del nocaut.

Fue tras una gran jugada colectiva de Alemania, que terminó con un disparo de Klose tapado por Julio César y cuyo rebote volvió a capturar el delantero alemán, que con su gol se convirtió en el máximo goleador histórico de los Mundiales con 16 conquistas en 23 partidos.

El local ya no tuvo respuesta y descendió la guardia, y Alemania se aprovechó de sus defensas bajas con un 1-2 de Tony Kroos, a los 23 y a los 25. El paso de baile siguió a los 28, y Khedira fue el que le puso la cereza al postre alemán. El partido ya no era partido y la alegría brasileña tuvo su fin.

En el segundo capítulo, después de que el conjunto alemán soltara el acelerador, el partido fue más acorde a un duelo entre potencias futbolísticas, y cuando Brasil se acercó al área del oponente apareció Manuel Neuer para colgarle el cartel de cerrado al arco teutón.

Por si fuera poco, el ingresado Schürrle extendió la ventaja alemana a los 23 y 33 minutos del segundo episodio y decoró un resultado histórico en los Mundiales, asemejado únicamente con la victoria uruguaya en el viejo Maracaná hace ya 64 años, aunque de mayor magnitud por la diferencia en el marcador.

Formaciones:

Brasil: Julio César; Maicon, David Luiz, Dante, Marcelo; Luiz Gustavo, Fernandinho; Hulk, Oscar, Bernard; y Fred. Entrenador: Luiz Felipe Scolari.

Alemania: Manuel Neuer; Phillip Lahm, Jerome Boateng, Mats Hummels, Bennedikt Höwedes; Sami Khedira, Bastian Schweinsteiger; Thomas Müller, Toni Kroos, Mesut Özil; y, Miroslav Klose. Entrenador: Jöachim Löw.

Goles: en el primer tiempo, a los 10, Müller(A); a los 22, Klose(A); a los 24 y 25, Kroos(A);a los 28, Khedira(A). En el segundo tiempo a los 23 y 33, Schürrle(A); a los 45, Oscar(B).

Cambios: en el segundo tiempo, desde el reinicio, Per Mertesacker por Hummels(A), Paulinho por Fernandinho(B) y Ramires por Hulk(B); a los 12, Andre Schürrle por Klose(A); a los 24, Willian por Fred(B); a los 31, Julian Draxler por Khedira(A).

Árbitro: Marco Rodríguez (México).

Estadio: Mineirao (Belo Horizonte).

La paliza de Alemania a Brasil

SHARE