Home Deportes La Selección Mexicana capitalizó su dominio frente a Uruguay

La Selección Mexicana capitalizó su dominio frente a Uruguay

SHARE

La Selección Mexicana debutó con el pie derecho en la Copa América Centenario al derrotar de manera contundente a su similar de Uruguay en el segundo partido del Grupo C.

México arrancó con una formación innovadora 3-3-3-1, mientras que Uruguay eligió un parado tradicional 4-4-2.

Desde los primeros minutos, el Tri se lanzó al ataque, provocando un autogol de Álvaro Pereira, luego que Andrés Guardado enviara un pase al área a Héctor Herrera.

Luego de la expulsión de Matías Vecino por doble amarilla al minuto 45, parecía que México se encaminaba a una cómoda victoria, sin embargo sucedió todo lo contrario.

Uruguay seguía sin encontrar el arco rival, a pesar que Edinson Cavani tuvo una clara oportunidad en el primer tiempo que fue bien resuelta por Alfredo Talavera.

Tuvo que llegar una falta en propio terreno de México, por la que fue expulsado Guardado, para que Uruguay encontrara el empate con un sólido cabezazo del defensor Diego Godín, quien colocó el balón lejos del alcance de Talavera.

A partir de ahí, el Tri recuperó el control y comenzó a tocar el balón por las bandas, generando peligro para la portería de Fernando Muslera.

Luego de una jugada a balón parado y tras una serie de rebotes en el área, Rafael Márquez mandó el balón al fondo de la red para anotar su primer gol con la selección desde el 23 de junio del 2014, contra Croacia en la Copa Mundial de Brasil.

Herrera puso el 3-1 definitivo tras una descolgada de Hirving Lozano y una gran asistencia de Raúl Jiménez.

Con su triunfo, México se coloca como primer lugar del Grupo C con 3 puntos y diferencia de +2, por encima de Venezuela (3 puntos, +1) que superó en la víspera a Jamaica.

También, México llegó a 20 partidos consecutivos sin perder, la mayor racha activa a nivel mundial y está a un triunfo de igualar su mejor marca (21 entre el 2004 y 2005).

Uruguay terminó con 433 toques de balón, 322 pases intentados y apenas cuatro balones perdidos, mientras que México tuvo dominio total del balón con 616 toques, 494 pases intentados, fallando en apenas 14 ocasiones.

La Celeste remató en 10 ocasiones, dos de ellas al arco acertando en una ocasión, insuficiente para evitar la derrota ante un Tri que abrumó la portería rival con 17 remates, seis de ellos al arco, anotando en dos ocasiones y provocando un autogol.

La Selección Mexicana capitalizó su dominio frente a Uruguay

SHARE