SHARE
CLEVELAND, OH - SEPTEMBER 26: LeBron James #23 of the Cleveland Cavaliers during media day at Cleveland Clinic Courts on September 26, 2016 in Cleveland, Ohio. NOTE TO USER: User expressly acknowledges and agrees that, by downloading and/or using this photograph, user is consenting to the terms and conditions of the Getty Images License Agreement. Mandatory copyright notice. (Photo by Jason Miller/Getty Images)

La figura del alero LeBron James alcanzó su mayor grado de esplendor como jugador y líder cuando el pasado junio logró el ansiado y anhelado título de liga con los Cleveland Cavaliers, ciudad a la que volvió con la promesa de darle lo que no habían logrado en toda la historia.

Lo consiguió por su liderazgo y juego tras ganar a los Golden State Warriors y a partir de ese momento, James, que lleva seis años consecutivos en la Finales de la NBA, cuatro con los Miami Heat y dos con los Cavaliers, ha incrementado aun más su proyección de líder y estrella única.

A ello une su implicación en las causas sociales y políticas que vayan en apoyo de las minorías, lo que le convierten también como el máximo referente en la NBA tanto dentro como fuera del campo.

La continuidad de todos los jugadores importantes que había en la plantilla de los Cavaliers se ha debido a la petición de James, aunque al dueño del equipo, Dan Gilbert, le haya costado firmar contratos por 350 millones de dólares.

James tendrá un sueldo de 31 millones de dólares que lo coloca también como el mejor pagado de la liga.

Por detrás de James, en la Conferencia Este, estará el alero George Paul, de losIndiana Pacers, que aunque tiene un salario de 18 millones se presenta como el jugador que puede hacer la gran diferencia dentro de la competición.

El pívot dominicano Al Horford se ha convertido en el tercer jugador mejor pagado de la liga con su llegada a los Boston Celtics, donde recibirá esta temporada 27 millones de dólares. Su nuevo equipo espera que sea el jugador franquicia que les haga volver a la lucha por el título.

El veterano alero Carmelo Anthony intentará que los New York Knicks, que preside el legendario exentrenador Phil Jackson, recuperen el prestigio de antaño.

Anthony se encuentra en su mejor momento después de la gran labor que tuvo con el equipo nacional de Estados Unidos en los pasados Juegos Olímpicos de Río y su salario de 25 millones de dólares, el quinto mejor pagado de la liga, también le da la responsabilidad de demostrarlo con los triunfos que tanto ansían los seguidores de los Knicks.

Otros veteranos como el escolta Dwyane Wade (24 millones de dólares), que dejó al Heat para iniciar su nueva etapa con los Chicago Bulls, y el pívot Dwight Howard (24 millones de dólares) que lo hará con los Atlanta Hawks tratarán de mantener su condición de estrellas dentro de la mejor Liga del mundo.

LeBron James se mantiene como la gran figura de la NBA

SHARE