Home Deportes Llegó la hora de Bumgarner

Llegó la hora de Bumgarner

SHARE
San Francisco Giants starting pitcher Madison Bumgarner warms up before Game 1 of baseball's National League Division Series against the Chicago Cubs, Friday, Oct. 7, 2016, in Chicago. (AP Photo/Charles Rex Arbogast)

Si de postemporadas se trata, el zurdo Madison Bumgarner se despoja de su condición humana y se convierte en un monstruo hambriento de gloria.

Con la serie en desventaja de 0-2, los San Francisco Giants sueñan con un milagro cuando las acciones se trasladen al AT&T Park, con Bumgarner en la lomita.

Los fanáticos del área de la bahía esperan otra salida brillante de su as para mantenerse con vida en la serie divisional ante los Chicago Cubs, que dependerán del derecho Jake Arrieta.

En 15 actuaciones en juegos de playoffs y Series Mundiales, Bumgarner tiene récord de 8-3 y efectividad de 1.94.

En sus últimas ocho aperturas ha trabajado cuando menos siete episodios y en tres de ellas ha caminado toda la ruta por la vía de la blanqueada.

Si alguna ventaja tienen los Cachorros en este partido, basándonos en el historial de Bumgarner en postemporadas, es que las tres derrotas que ha sufrido en estas instancias han sido en su propia casa de San Francisco, mientras que en la carretera ha sido invencible.

Por su parte, Arrieta bajó a planos más humanos en el 2016, luego de un 2015 en que resultó, sin espacio para dudas, el mejor lanzador de todo el béisbol.

Tuvo un último mes de temporada regular pobre, con dos triunfos, tres derrotas y efectividad de 4.60.

En su única participación en postemporadas, en el 2015, ganó dos juegos y perdió uno, con promedio de limpias de 3.66 por cada nueve entradas.

El manager Joe Maddon podría ensayar cambios en la alineación por la presencia del abridor zurdo de San Francisco y colocar en los jardines a los cubanos Albert Almora Junior y Jorge Soler, en lugar de Dexter Fowler y Jason Heyward, ambos de 7-1 en los dos primeros partidos.

Fowler batea a las dos manos, pero mientras que a la zurda lo hizo para .333 en campaña regular, a la derecha promedió un anémico .193.

Heyward, quien promedió para un mediocre .230 en la temporada, bajó aún más cuando se enfrentó a lanzadores zurdos, con average de .207.
Llegó la hora de Bumgarner

SHARE