Home Noticias México dice que orden ejecutiva de Obama es “apegada a derecho” totalmente

México dice que orden ejecutiva de Obama es “apegada a derecho” totalmente

SHARE

El vigente Gobierno mexicano afirmó este pasado jueves que la acción unilateral migratoria del vigentes presidente Barack Obama es “apegada totalmente a derecho”, en respuesta clara a una demanda presentada este miércoles contra el plan vigente por una coalición de 17 estados liderada por Texas actualmente.

Así las cosas, consultado sobre el papel de las autoridades mexicanas en el drama de la migración, ahondado por las mafias criminales que manejan la diáspora centroamericana.

Concretamente en su paso por México hacia Estados Unidos, el canciller dijo que se ha combatido la trata de personas.

El secretario de Relaciones Exteriores mexicano, José Antonio Meade, en una entrevista con Efe dijo que “no tenemos elementos de juicio de la demanda específica, nos parece que es una medida apegada a derecho, que está en beneficio de una comunidad importante”.

Al mismo tiempo, Meade recordó que “al centro” la decisión de Obama tiene a “padres de ciudadanos americanos o de residentes legales en Estados Unidos”, lo que la convierte en “una medida de gran sentido común”.

Y es que al igual que el presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, que calificó las acciones de Obama como las más importantes de los últimos treinta años

Hay que recordr que la demanda fue presentada en una corte federal en Brownsville, Texas, y de acuerdo con el medio New York Times es el primer desafío legal en respuesta a iniciativas que el presidente Obama anunció el pasado 20 de noviembre.

Evidentemente, desde el mismo momento en que se ha dado a conocer la noticia han sido muchas las reacciones que se han ido produciendo en torno a este caso en concreto.

No es para menos, ya que goza de un especial interés y así se está comprobando en varios foros de Internet, redes sociales y medios de comunicación.

El presidente Barack Obama ha hecho frente, recientemente, a la demanda de un presuntamente necesario cambio migratorio con una reforma que muchos consideraban imprescindible para el país norteamericano.

Gracias a esta modificación liderada por Obama, la situación de casi cinco millones de indocumentados se regulariza temporalmente, algo que, para la oposición republicana, “atropella” fracciones clave de la Constitución de Estados Unidos.

Por ello, Greg Abbott, procurador general de Texas y gobernador electo además, ha presentado una denuncia ante un tribunal federal en la que acusa a Obama de extralimitarse de sus poderes fácticos.

En dicho comunicado, el produrador general de Texas se despacha con Barack Obama y con su reciente reforma: “El presidente está renunciando a su responsabilidad de hacer cumplir fielmente las leyes que fueron debidamente promulgadas por el Congreso”.

Del mismo modo, Abbott cree que Obama “está intentando reescribir las leyes de inmigración, lo cual no tiene autoridad de hacer”, y menos aún sin el consenso entre republicanos y demócratas norteamericanos.

No obstante, Texas, aunque lidera esta queja, no es el único estado que se opone a la decisión de Obama. El resto de estados que se unen al tejano son Alabama, Georgia, Idaho, Indiana, Kansas, Luisiana, Maine, Misisipi, Montana, Nebraska, Carolina del Norte, Carolina del Sur, Dakota del Sur, Utah, Virginia del Este y Wisconsin.

Esta es, por tanto, la segunda demanda de alto perfil que recibe la administración de Obama en el caso migratorio, después de que Joe Arpaio, alguacil de Arizona, presentara otra contra Obama el pasado 21 de noviembre.

No obstante, esta primera demanda no tenía tanto peso, al ser llevada en solitario por Arpaio, un dirigente conocido por su mano dura contra los indocumentados y sus redadas a los negocios que dan trabajo a dichas personas.

Como no podía ser de otra forma estaremos atentos a todas las novedades que vayan surgiendo en torno a este caso, que está llamando la atención mediática del país.

Concluimos recordando que Meade recordó que “al centro” la decisión de Obama tiene a “padres de ciudadanos americanos o de residentes legales en Estados Unidos”, lo que la convierte en “una medida de gran sentido común”.

Así las cosas, aseguró que el Gobierno también ha fortalecido la red de albergues mexicanos para esos grupos, mejorado los mecanismos de instancia consular.

SHARE