Home Entretenimiento Netflix prepara spinoff de House of Cards tras confirmar el fin de...

Netflix prepara spinoff de House of Cards tras confirmar el fin de la serie

SHARE
Kevin Spacey, Robin Wright and Michael Kelly in a scene from Netflix's "House of Cards." Photo credit: Patrick Harbron for Netflix.

Pocas horas después de confirmarse que el final de la premiada serie House of Cards llegará con su sexta temporada – al aire en 2018 -, se sabe que Netflix está desarrollando ideas para un spinoff o serie derivada de la historia política que cautivó al mundo desde 2013.

Según The Hollywood Reporter, fuentes cercanas a la producción indican que entre las historias que se podrían continuar están las del asesor político Doug Stamper (personaje interpretado por Michael Kelly), aunque también podrían seguir la vida de la reportera Janine Skorsky (Constance Zimmer) o la del editor Tom Hammerschmidt (Boris McGiver). Incluso se ha barajado la historia del multimillonario Raymond Tusk (Gerald McRaney).

Según el mismo medio, una posibilidad que estaría prácticamente descartada es llevar la historia a la pantalla grande, tal como lo hicieran Sex and the City o Entourage que continuaron como películas.

Tanto la noticia sobre el desarrollo de un spinoff como el mismo final de la serie en 2018 llegan en medio de una polémica: las acusaciones de acoso sexual contra el actor y productor del proyecto, Kevin Spacey. La estrella de 58 años fue denunciada por el también actor Anthony Rapp este domingo en una entrevista con Buzzfeed News, donde dijo que hace unos 30 años, Spacey se sobrepasó con el cuando tenía 14 años, tras una fiesta en el departamento del premiado actor de Hollywood. “Buscaba seducirme”, dijo Rapp, hoy de 46 años y quien ha participado de producciones como la serie Star Trek: Discovery. “No sé si hubiera utilizado ese lenguaje, pero era consciente de que intentaba llevarme al terreno sexual”, explicó.

No pasó mucho para que Spacey respondiera a las acusaciones de Rapp, disculpándose en Twitter de “lo que habría sido un comportamiento borracho profundamente inapropiado”. Pero junto a eso, lanzó una información que llamó más la atención que su propia disculpa: confesó abiertamente su homosexualidad. “En mi vida he tenido relaciones tanto con hombres como con mujeres. He amado y tenido encuentros románticos con hombres a lo largo de mi vida, y ahora elijo vivir como un hombre gay. Quiero lidiar con esto honesta y abiertamente y eso comienza con el examen de mi propio comportamiento”, fue parte de su revelación.

Horas más tarde, Netflix aumentaría la atención que ya había hacia el actor cuando anunció la renovación de la serie por una sexta temporada – ya en rodaje hace dos semanas -, pero anunciando que sería la última: una información que inevitablemente se relacionó a la polémica que envolvía a su protagonista.

Sin embargo, según TV Line el fin de House of Cards se decidió hace meses y la cancelación de la serie no tendría que ver con la polémica que rodea a Spacey.

Con la conclusión de House of Cards fijada para el próximo año, revista Variety informó que Netflix se encuentra en la primera fase de la preparación de un potencial spinoff que tendría lugar en el mismo universo político de conspiraciones y traiciones del matrimonio de Frank y Claire Underwood, los personajes que interpretan Kevin Spacey y Robin Wright, respectivamente.

El escándalo de Spacey ha agitado la producción de House of Cards y Netflix y Media Rights Capital, productora del show, aseguraron en un comunicado, recogido por medios estadounidenses, que están “profundamente preocupados” por las acusaciones contra el intérprete.

“En respuesta a las revelaciones conocidas anoche, los ejecutivos de las dos compañías llegaron esta tarde (por ayer, lunes) a Baltimore (donde se rueda la serie) para encontrarse con nuestro reparto y equipo para asegurar que se continúan sintiendo seguros y apoyados. Como estaba planeado previamente, Kevin Spacey no está trabajando en el set en estos momentos”, se añade en la nota.

Aunque los grandes nombres de la industria -al contrario de lo ocurrido con el productor Harvey Weinstein, acusado por decenas de mujeres de acoso y abuso sexual- permanecen callados sobre el caso, algunas voces han criticado, especialmente, la decisión de Spacey de reconocer su homosexualidad como vía de escape ante lo ocurrido

SHARE