Advertisement

El Departamento de Defensa de Estados Unidos someterá este martes un plan para cerrar el controversial centro de detención de Guantánamo en Cuba.

El centro ha estado albergando a cientos de militantes capturados en los campos de batalla desde los ataques del 11 de septiembre de 2001.

Advertisemen

El presidente Barack Obama prometió cerrar esas instalaciones poco después de asumir el poder en 2009. Este martes, el presidente hará una declaración al respecto.

El plan del Pentágono prevé completar el cierre dentro de 90 días, pero con el Congreso opuesto, el cierre desata una batalla sobre lo que se debe hacer con los más de 90 detenidos que todavía están allí.

Entre las opciones están la de enviar algunos prisioneros de regreso a sus países de origen o a terceros países mientras el resto pueda ser reubicado en prisiones de máxima seguridad en Estados Unidos.

El portavoz de la Casa Blanca, Josh Earnest, dijo el lunes que la oposición de los legisladores al plan contrasta con el asesoramiento que está obteniendo el presidente tanto de las fuerzas armadas como de los expertos en seguridad nacional.

Earnest dijo que el presidente prefiere trabajar con el Congreso para resolver el desacuerdo en lugar de recurrir a la acción ejecutiva para cerrar la prisión.

El experto en terrorismo, Greg Barton, un profesor en la Universidad Deakin de Australia, dijo a la Voz de América, que la clave en el cierre es lo que se vaya a hacer con los detenidos que quedan.

Algunos de los lugares mencionados en una posible reubicación de prisioneros son Colorado, Kansas y Carolina del Sur.

Pentágono presentará un plan para cerrar Guantánamo