Advertisement

Con los dos encuentros de martes y miércoles entre los Indios de Cleveland y los Mellizos de Minnesota en el estadio Hiram Bithorn de San Juan, se elevará a 50 el total de partidos oficiales de Grandes Ligas que se han celebrado en Puerto Rico desde el 2001, por mucho la mayor cantidad en un territorio latinoamericano y solamente detrás de Canadá en lugares fuera de Estados Unidos.

La serie, que estaba programada para jugarse en Minnesota originalmente, tendrá a cuatro puertorriqueños en acción: El torpedero Francisco Lindor y el receptor Roberto Pérez, por Cleveland, y el lanzador José Orlando Berríos y el jardinero Eddie Rosario, por Minnesota. Berríos abrirá por los Mellizos el miércoles, un partido que será transmitido por ESPN para Estados Unidos y Latinoamérica.

Advertisemen

“Es mucha la emoción, pero solo pienso en tratar de divertirme y apreciar el momento. No mucha gente tiene la oportunidad de abrir un encuentro de Grandes Ligas delante de su gente, voy a agradecer a Dios y disfrutarlo al máximo”, dijo Berríos, quien declinó el honor de abrir el partido inaugural de los Mellizos el 29 de marzo para que le tocara comenzar uno de los partidos en la Isla del Encanto.

Cleveland, a los Mellizos, por brindarme esta oportunidad. Jugar partidos de Grandes Ligas en tú propia casa, no es algo que ocurre diariamente”, dijo Lindor, un dos veces Todos Estrellas y ganador de un Guante de Oro en sus primeras cuatro temporadas con la tribu.

Se espera un lleno completo en el estadio con capacidad para un poco más de 19 mil espectadores y temperaturas cercanas a los 80 grados fahrenheit durante los dos días. El clima ha sido un tema para los equipos del centro de Estados Unidos en las primeras dos semanas de la serie regular, cuando se cancelaron 24 compromisos por agua o nieve, incluyendo nueve entre domingo y lunes.

Mientras los Indios no jugaron el domingo, los Mellizos no han visto acción desde el jueves y tuvieron cuatro posposiciones en sus primeras 15 fechas.

“No es fácil jugar en el frío, todos deben estar contentos de estar en este hermoso clima de Puerto Rico. Los puertorriqueños, los latinos, los norteamericanos, todos deben estar contentos”, dijo Roberto Alomar, un intermedista ganador de 10 Guantes de Oro que fue electo al Salón de la Fama de Cooperstown en el 2011.

Desde hace más de 80 años, Puerto Rico ha sido la casa más habitual de Grandes Ligas, fuera de Estados Unidos y Canadá, primero para juegos de exhibición, y en las últimas dos décadas, para juegos oficiales del calendario de la serie regular.