Home Campeonato Mental ¿Qué es Concentración Mental y para qué sirve?

¿Qué es Concentración Mental y para qué sirve?

SHARE

Concentración Mental es la habilidad de mantener –a propósito- tu pensamiento en un tema, objeto, o idea. No hay nadie que no pueda concentrarse, pero muchas veces esa concentración mental no se hace “a propósito” sino que la mente se fija en algo sin poder salir de ello, como un disco rayado. Y casi siempre esos pensamientos son negativos y por lo tanto dañinos.

¿Por qué muchos no logran “materializar” lo que visualizan?

Como hemos visto, se puede materializar cualquier cosa que la mente sea capaz de imaginar. Pero en la práctica, muchas personas no logran hacerlo. ¿Por qué? La primera razón son sus creencias. Si crees que no puedes lograr algo, que no lo mereces, que no tienes suficiente inteligencia, o capacidad, o suerte… de seguro, no podrás lograrlo.

No ser capaz de cambiar los pensamientos

Tus pensamientos –buenos o malos- se convierten en realidad. Cuando uno existe en el lado negativo de la vida, eso es lo que manifiesta o recibe a cambio. Piensa en los pensamientos como una pelota de goma, o un bumerang, ellos siempre tienden a volver a ti.

Concentrarse en lo negativo es una reacción biológica en el ser viviente, y se desarrolló como un mecanismo de defensa para hacer frente a los peligros de la vida… Pero ya no es necesario que vivamos así, y ese modo de existir es uno de los peores obstáculos que la persona moderna enfrenta.

Falta de concentración

Nuestras mentes normalmente se encuentran en un estado de dispersión, con pensamientos que saltan de un tema al otro sin objetivo definido. Con una mente dispersa las personas no pueden concentrarse y todo les resulta más difícil. Una mente entrenada es una mente que “sirve” a la persona. Una mente entrenada sabe mantenerse en un objetivo y no cede a las distracciones.

Las preocupaciones

No hay nada que debilite más la mente que las preocupaciones. Algunas personas se pasan el día “preocupados” por esto y lo otro, y sus mentes no le aportan las soluciones, porque la “preocupación” no está buscando soluciones. Algunos especialistas aconsejan que si usted es uno de esos “preocupados crónicos” se ponga un horario, por ejemplo, de una hora al día, para preocuparse. El resto del tiempo tiene que dedicar su mente a “resolver” esos problemas que le preocupan.

Ejercicios de concentración

En muchos cursos de concentración mental se encarga al alumno examinar algún objeto familiar, y se le pide que se esfuerce por ver tantos detalles como sea posible.

Luego, después de escuchar el informe del alumno, el maestro le pide que busque nuevos detalles, y así sucesivamente hasta que al final la persona ha descubierto todo lo que se puede saber acerca del objeto en cuestión.

1- Escoge un objeto cualquiera (preferiblemente hecho a mano) y descríbelo tanto como puedas: ¿cual es su forma? ¿de que material está hecho? ¿para que se usa? ¿para que se podría usar? ¿Otros usos? ¿Quién lo habrá hecho? ¿En qué estado mental puede haber estado la persona que lo fabricó cuando lo hizo?… Etc., etc.

Al siguiente día toma el mismo objeto de nuevo y trata de encontrar nuevas cosas sobre el mismo. Así hazlo durante tres días seguidos. Podría sorprenderte como un objeto cualquiera puede contarte su historia, si eres capaz de concentrarte en él.

2- Siéntate en una silla. No te recuestes al respaldar, sino deja que tus propios músculos te mantengan derecho. Los pies descansando en el suelo. Ahora tapa con un dedo la fosa nasal izquierda. Respire profundamente, contando hasta 10. Expulsa el aire por la misma fosa nasal mientras cuentas hasta diez. Mientras respiras, concéntrate en el aire que entra y sale de tu cuerpo. Repite este ejercicio con el otro orificio nasal. Haz este ejercicio 10 veces con cada fosa nasal.

3- Siéntate en una silla y coloca un reloj con segundero frente a ti. Sigue con la vista el recorrido de la manecilla que señala los segundos. Hazlo durante cinco minutos, sin pensar en nada más.

4- Haz las veces de detective:

Un hombre secuestra un avión que transportaba ocho pasajeros y carga valiosa. Después de tomar el avión el hombre exige nueve paracaídas, se pone uno de ellos y salta. ¿Por qué pidió ocho paracaídas?

La respuesta en www.maydaochoa.com

5- Observa la foto y busca en ella una serpiente, un grillo y un conejo.

¿Qué es Concentración Mental y para qué sirve?

SHARE