Home Noticias ¿Quiénes ganan (y quiénes pierden) con retiro de Timochenko en Colombia?

¿Quiénes ganan (y quiénes pierden) con retiro de Timochenko en Colombia?

SHARE

Ahora las FARC son las víctimas de un país que los persigue constantemente. Así lo dejaron entre ver Iván Márquez e Imelda Daza la mañana de este 8 de marzo al anunciar que su máximo líder, Rodrigo Londoño, alias Timochenko, renunciaba a la candidatura presidencial debido, en una pequeña parte, a problemas de salud, y principalmente por la falta de garantía a las que se han visto enfrentados.

Según las declaraciones entregadas por las FARC, hace unos días se vieron en la obligación de suspender la campaña electoral de Timochenko porque pensaron “que se podría estar fraguando un magnicidio” contra este líder. Además, señalaron que las manifestaciones que tuvo que enfrentar su candidato fueron instigadas “por sectores del Centro Democrático”. Descartando así que estas fueron una consecuencia del daño realizado por las FARC al país y la indignación que causa en buena parte de la ciudadanía la candidatura presidencial de Timochenko.

¿Hubo “falta de falta de garantías para hacer política”?
Frente a las declaraciones de las FARC, sobre la falta de garantías para hacer política, el PanAm Post consultó a Julio César Mejía, magíster en asuntos internacionales con énfasis en seguridad y conflicto, quien afirmó que “Aunque hubo algunas protestas organizadas, por lo general las manifestaciones que se opusieron a la campaña presidencial de Timochenko se formaron de manera espontánea”.

De acuerdo con Mejía, estas manifestaciones son producto de la deslegitimidad que sufre el acuerdo de La Habana “no solo por haberse pasado por alto la voluntad popular o por las inexistentes verdad, justicia y reparación, también porque la violencia continúa y se recrudece en algunas regiones, cada día se descubren hechos que ponen en duda la transparencia del proceso y los propios cabecillas de las FARC se encargan de promover un clima de cinismo. Se pensó ingenuamente que las heridas abiertas de la guerra se cerrarían al firmar un papel, pero todo lo anterior parece manifestar que más que lograr cicatrices se obtuvieron llagas”.

Las FARC también se quejaron por la demora en la entrega de los recursos necesarios para hacer campaña y afirmó que estos fueron habilitados “con insólitas restricciones por parte del Banco Agrario que ejerce una función ilegal de auditoría preventiva y de coadministración de nuestros recursos. En abierta discriminación, nos fue negada cualquier posibilidad de financiación legal, distinta a la estatal”.

SHARE