Banderas palestinas. Quema de anillos olímpicos. La marchas del 1 de mayo en tiempos turbulentos

0
16

(AP) — Trabajadores, activistas y otras personas de todo el mundo tomaron las calles el miércoles para conmemorar el Primero de Mayo con protestas contra el aumento de precios y llamados a obtener mayores derechos laborales. Los sentimientos a favor de los palestinos también estudien presentes.

La policía en Estambul usó gas lacrimógeno y disparó balas de goma para dispersar a miles de personas que trataban de atravesar una barricada y llegar a la importante plaza de Taksim, desafiando la prohibición de celebrar el Día del Trabajo en ese lugar. El ministro del Interior Ali Yerlikaya dijo en la red social X que al menos 210 personas fueron detenidas.

Hace tiempo que el gobierno del presidente, Recep Tayyip Erdogan, prohibió las manifestaciones en Taksim por motivos de seguridad, pero la plaza tiene un valor simbólico para los sindicatos. En 1977, hombres armados no identificados abrieron fuego en la celebración del Día del Trabajo en Yaksim, provocando una estampida y 34 muertos.

El miércoles, se permitió que un pequeño grupo de representantes sindicales entraran en la plaza para colocar una ofrenda floral en un monumento a las víctimas.

En el Día del Trabajo se celebran los derechos de los trabajadores y también es una oportunidad para manifestar quejas económicas o exigencias políticas. “Que los ricos paguen impuestos”, decía un pendón en Alemania. “¡No toquen la jornada de ocho horas!”, decía otro en Sri Lanka.

En Atenas, varios miles de manifestantes se unieron a las marchas mientras las huelgas laborales interrumpían los servicios de transporte público y ferrocarriles en toda Grecia. El sindicato más grande del país exige volver a las negociaciones colectivas después de que los derechos laborales fueran perjudicados durante la crisis económica griega de 2010 a 2018.

Manifestantes propalestinos se unieron a las marchas, agitando una gigantesca bandera palestina mientras marchaban frente al Parlamento griego. Otros mostraban pendones en apoyo a los estudiantes estadounidenses que protestan a favor de los palestinos.

“Queremos expresar nuestra solidaridad con los estudiantes de Estados Unidos, que enfrentan una gran represión a sus derechos y a sus justas demandas”, dijo Nikos Mavrokefalos en la marcha. “Queremos enviar el mensaje de que los trabajadores dicen no a la explotación, no a la pobreza, no a los altos precios”, añadió.

En París, miles de manifestantes marcharon por la capital francesa, buscando mejoras en los salarios y las condiciones de trabajo. Grupos propalestinos y activistas contra los Juegos Olímpicos se unieron a la marcha, coreando lemas en apoyo a las personas en Gaza.

Un grupo de manifestantes prendió fuego a unos improvisados anillos olímpicos para mostrar su descontento con los Juegos de Verano, que comenzarán en menos de tres meses. Los sindicatos franceses han advertido sobre la posibilidad de una huelga durante los Juegos si el gobierno no compensa adecuadamente a las personas obligadas a trabajar en las vacaciones de verano.

Las autoridades gubernamentales no se han reunido con los líderes sindicales antes de las Olimpiadas, dijo Sophie Binet, secretaria general del sindicato CGT, uno de los más grandes de Francia. “¿Cómo esperan que las cosas salgan bien si las autoridades no responden a nuestra exigencia más simple?”, dijo.

En Sudáfrica, manifestantes propalestinos se unieron a la conmemoración del Primero de Mayo. En Kenia, el presidente William Ruto hizo un llamado para aumentar el salario mínimo del país. En Irak, manifestantes exigieron mejores salarios, la reapertura de las fábricas cerradas y el fin de la privatización de ciertos negocios.

En Líbano, manifestantes propalestinos se mezclaron con los trabajadores que exigían el fin de una deprimente crisis económica. “Los políticos no sienten el dolor del trabajador ni las condiciones económicas”, dijo Abed Tabbaa.

En Indonesia, los trabajadores reclamaron protecciones para los trabajadores migrantes en el extranjero, así como un aumento del salario mínimo. Se reunieron en medio de la presencia policiaca, coreando lemas contra la nueva Ley de Creación de Empleos y la relajación de las leyes de subcontratación durante una marcha hacia el principal estadio deportivo de Yakarta.