Biden implora salvar a la democracia de las mentiras

0
50
El presidente Joe Biden habla sobre las amenazas a la democracia previo a las elecciones intermedias previstas para la próxima semana, el miércoles 2 de noviembre de 2022, en el Columbus Club, cerca del Capitolio, en Washington. (AP Foto/Andrew Harnik)

(AP) — El presidente Joe Biden advirtió el miércoles que la democracia está en peligro y pidió a los estadounidenses que utilicen sus votos en las elecciones de la próxima semana para hacer frente a las mentiras, la violencia y los peligrosos perturbadores electorales “ultra MAGA” que están tratando de “tener éxito donde fracasaron” en trastocar los comicios de 2020.

No es momento de mantenerse al margen, dijo. “El silencio es complicidad”, aseveró.

Después de semanas de pronunciar palabras tranquilizadoras sobre la economía y la inflación de Estados Unidos, Biden adoptó un mensaje más sombrío y urgente, declarando en los últimos días de la votación de las elecciones intermedias que el sistema de gobierno de la nación está bajo la amenaza de las mentiras del expresidente Donald Trump que rechazan el resultado de las elecciones de 2020 y la violencia que, según Biden, inspiran.

El presidente centró la atención en los republicanos “ultra MAGA” —una referencia al lema de Trump “Make America Great Again” (Hagamos grande a Estados Unidos otra vez)_, diciendo que son una minoría pero una “fuerza motriz” del Partido Republicano.

Mencionó en particular el ataque del viernes al esposo de la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, y dijo que las declaraciones falsas de Trump sobre unas elecciones robadas han “avivado el peligroso aumento de la violencia política y la intimidación de los votantes en los últimos dos años.”

“Hay un aumento alarmante en el número de personas de este país que condonan la violencia política o simplemente permanecen en silencio”, añadió Biden. “En nuestros huesos sabemos que la democracia está en peligro, pero también sabemos esto: Está en nuestras manos preservar nuestra democracia”.

El discurso del presidente —centrado directamente en el ritual de la votación y el recuento de los votos— fue un llamado a los estadounidenses para que se alejen de la retórica que ha aumentado el temor a la violencia política y los desafíos a la integridad de las elecciones. Biden desempeñó dos papeles en ese momento: Habló como un presidente que defiende los pilares de la democracia y como un demócrata que trata de impulsar las perspectivas de su propio partido frente a los republicanos.

Se refirió a los cientos de candidatos que han rechazado el resultado de las elecciones de 2020 y que ahora se rehúsan a comprometerse a aceptar los resultados de las próximas elecciones intermedias: “Esta fuerza motriz está tratando de lograr lo que no logró en 2020 para suprimir los derechos de los votantes y trastocar el propio sistema electoral”.

“Ese es el camino hacia el caos en Estados Unidos. No tiene precedentes. Es ilegal. Y es antiestadounidense”, aseveró.

Dio su discurso días después de que un hombre que pretendía secuestrar a Pelosi hirió gravemente a su marido, Paul, en su casa de San Francisco, en lo que representó el peor ejemplo reciente de la violencia política que estalló con la insurrección del 6 de enero de 2021 en el Capitolio y que ha continuado con incidentes alarmantes, aunque menos espectaculares.

Funcionarios electorales de todo el país han puesto en duda volver a su trabajo tras el aumento de la intimidación y el acoso previo al día de las elecciones. Por lo menos cinco personas han sido acusadas de delitos federales por acosar a los trabajadores luego de que dio inicio la votación anticipada.

Los informes sobre personas que vigilan las urnas en Arizona, a veces armadas o con chalecos antibalas, han suscitado una gran preocupación sobre la posible intimidación de los votantes. Los funcionarios electorales de todo el país se están preparando para enfrentamientos en centros de votación. Una avalancha de teóricos de conspiraciones se han apuntado para trabajar como observadores electorales partidistas.

Haciendo hincapié en que se trata de las primeras elecciones federales desde la insurrección en el Capitolio y los intentos de Trump de anular los resultados de los comicios de 2020, Biden pidió a los votantes que rechacen a los candidatos que han negado los resultados de la votación, que incluso el propio gobierno de Trump declaró libre de cualquier fraude o interferencia generalizada.

___

Los periodistas de The Associated Press Seung Min Kim y Colleen Long contribuyeron a este despacho.