Brasil aplaza el requisito de visa para EEUU, Canadá y Australia

0
16
ARCHIVO - Un turista se toma una fotografía frente a la estatua del Cristo Redentor en Río de Janeiro, Brasil, el 25 de noviembre de 2017. (AP Foto/Bruna Prado, Archivo)

(AP) — Brasil aplazó hasta abril de 2025 la exención de visados de turista para ciudadanos de Estados Unidos, Australia y Canadá, cuyo fin estaba previsto para el miércoles.

La decisión, emitida por la presidencia y el Ministerio de Relaciones Exteriores el martes por la noche, representa la tercera vez que Brasil pospone el requerimiento de visa desde que el presidente Luiz Inácio Lula da Silva asumió el cargo en 2023. Su predecesor, Jair Bolsonaro, eximió a los países de los visados con la intención de impulsar el turismo, aunque las tres naciones siguieron pidiendo visas a los brasileños.

Eso fue en contra de la tradición del país sudamericano de requerir visas a los viajeros con base en el principio de reciprocidad y trato igualitario, y provocó que el Ministerio de Relaciones Exteriores dijera que iba a eliminar las exenciones.

“Brasil no concede exención unilateral de visados de turista, sin reciprocidad, a otros países”, declaró entonces el ministerio, al tiempo que señaló que el gobierno estaba dispuesto a negociar acuerdos de exención de visados sobre una base de reciprocidad. Alcanzó un acuerdo con Japón para flexibilizar las disposiciones sobre viajes.

La decisión de mantener las exenciones para los tres países es importante para impulsar el turismo en Brasil, especialmente el procedente de Estados Unidos, dijo el martes en un comunicado la oficina nacional de turismo, Embratur. Los datos oficiales muestran que 670.000 estadounidenses visitaron Brasil en 2023, lo que convierte a Estados Unidos en el segundo país de origen después de la vecina Argentina.

El gobierno pospuso inicialmente el restablecimiento de la obligación de visado en octubre, y de nuevo en enero. En aquel momento, el gobierno dijo que aún estaba ultimando un nuevo sistema de visados y quería evitar aplicarlo cerca de la temporada alta, principalmente durante las celebraciones de Año Nuevo y las fiestas de Carnaval en febrero, que atraen a miles de turistas.