Fiscal jefe de CPI se reúne con presidente Nicolás Maduro durante visita en Venezuela

0
21
Karim Khan, fiscal jefe de la Corte Penal Internacional, a la derecha, habla junto al presidente de la Asamblea Nacional, Jorge Rodríguez, al centro, y al fiscal general de Venezuela, Tarek William Saab, en la Asamblea Nacional en Caracas, Venezuela, el lunes 22 de abril de 2024. (Foto AP/Ariana Cubillos)

(AP) — El presidente Nicolás Maduro se reunió el lunes con el fiscal jefe de la Corte Penal Internacional (CPI) que realiza una visita en Venezuela para lanzar “un plan de trabajo” conjunto entre el alto tribunal de Naciones Unidas y las autoridades del país sudamericano en momentos que enfrenta una investigación sobre crímenes de lesa humanidad por la represión de las protestas antigubernamentales de 2017.

No se ofrecieron detalles inmediatos de lo abordado por Maduro y el fiscal jefe del tribunal, Karim Khan, quien después mantuvo una reunión de trabajo en el palacio legislativo con el fiscal general venezolano Tarek William Saab y Jorge Rodríguez, presidente de la Asamblea Nacional y cercano colaborador de Maduro.

Khan comentó durante el encuentro en el Legislativo que mientras se investiga de forma independiente, existe la oportunidad de “apoyar la asistencia técnica para que haya una justicia realmente significativa”.

“Creo que hay unidad en una verdad central: que la oscura nube de sospechas o acusaciones no se disipará sin la suave brisa o los vientos de investigaciones creíbles”, añadió.

La visita tiene lugar un mes y medio después que los jueces de apelaciones de la CPI, con sede en La Haya, dictaminaron que esa instancia judicial internacional puede continuar una investigación sobre presuntos crímenes de lesa humanidad cometidos por las fuerzas de seguridad venezolanas –bajo el mando de Maduro– durante la represión de las protestas antigubernamentales en 2017.

El juez presidente del panel de apelaciones, Marc Perrin de Brichambaut, declaró en marzo pasado que el tribunal “rechaza las apelaciones” presentadas por Venezuela.

Venezuela sostiene que el proceso abierto en la CPI tendría como propósito “instrumentalizar los mecanismos de justicia penal internacional con fines políticos todo ello sobre la base de una acusación por supuestos crímenes de lesa humanidad que nunca han ocurrido”.