Advertisement

Kenley Jansen, el cerrador Todos Estrellas de los Dodgers de Los Ángeles, fue sometido a una cirugía de corazón el lunes y publicó un video breve y optimista desde una cama de hospital donde dijo que ”todo salió bien”.

Los Dodgers anunciaron que Jansen se sometió a una cirugía para corregir el latido irregular del corazón, su segunda en seis años, y que ”salió como se esperaba”, agregando que Jansen deberá estar ”listo para el entrenamiento de primavera y disponible para el Día Inaugural”.

Advertisemen

El procedimiento se había anticipado desde que la repetición de un latido irregular provocó que Jansen ingresara en un hospital en Denver el 9 de agosto, y finalmente lo mantuvo alejado del equipo durante 11 días.

Jansen fue tratado inicialmente en anticoagulantes. Al regresar a los Dodgers, tomó medicación para el corazón, que le retiraron momentáneamente, luego tomó una dosis más ligera porque le hizo sentirse lento y monitorearon sus niveles con electrocardiogramas a diario.

Inicialmente, Jansen se sometió a una ablación cardíaca en 2012, donde se cauterizó tejido anormal en la aurícula izquierda de su corazón para evitar generar señales eléctricas anormales. Originalmente, se esperaba que el último procedimiento lo mantuviera alejado de la actividad física entre dos y ocho semanas, dándole suficiente tiempo para estar listo para el entrenamiento de primavera.

Jansen, de 31 años, fue uno de los mejores cerradores de 2015 a 2017, con una efectividad de 1.81, un WHIP de 0.73, un promedio de 11.27 ponches por cada base por bolas y 124 salvamentos.

El corpulento lanzador derecho pasó por malas rachas en 2018, sobre todo al comienzo de la temporada y después de que regresó del susto que sufrió por su corazón. Pero sus números finales –3.01 de efectividad, 0.99 WHIP, 4.82 ponches por cada pasaporte y 38 salvamentos– fueron sólidos en la mayoría de los casos.