Neymar empata el récord de Pelé pero se va llorando

0
27
Neymar llora tras la derrota de Brasil ante Croacia por penales en los cuartos de final del Mundial, el viernes 9 de diciembre de 2022, en Rayán, Qatar. (AP Foto/Martin Meissner)

(AP) — Neymar se retiró de la cancha, acompañado por Dani Alves, y su llanto era inconsolable.

Otros compañeros trataron de confortarle al llorar sentado cerca del círculo central. No tenían palabras que motivasen a su máxima figura para alzar la cabeza.

La Copa del Mundo deparó una nueva decepción para Neymar. Otro vez se quedó sin poder llevar a Brasil a un gran título.

Fue su tercer fracaso en un Mundial. Sus únicas consagraciones con la Seleção fueron en la Copa Confederaciones de 2013 y los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro 2016, cuando Brasil finalmente conquistó su primer oro en el fútbol.

Neymar señaló después que este no era el momento para hablar de su futuro con el equipo nacional.

“Honestamente, no tengo idea sobre el futuro. Es muy difícil hablar sobre eso ahora mismo”, dijo. “No estoy pensando con claridad. Decir que es el final sería precipitado. Tengo que tomar algo de tiempo para pensar. No cierro las puertas a la selección, pero tampoco garantizo nada.

En menos de una hora hora, Neymar transitó de la alegría máxima luego de marcar una histórico gol al deconsuelo total y a las lágrimas por la que quizá es la más dolorosa derrora en su carrera.

Neymar anotó el viernes para igualar a Pelé como máximo anotador de Brasil, con 77 conquistas. Pero la Seleção sucumbió 4-2 en una tanda de penales en los cuartos de final luego que el partido culminó 1-1 tras el tiempo extra.

El astro no tuvo oportunidad de cobrar un penal en la tanda, luego que Rodrygo y Marquinhos fallaron sus lanzamientos.

“Él iba a cobrar el quinto penal”, dijo el entrenador de Brasil, Tite. “Ese es el que lleva más presión y era el jugador con más calidad y preparación mental para lograrlo”.

Después de varios minutos tras el final del encuentro, Neymar lentamente pudo llegar hacia la grada donde estaban los hinchas de su país de quienes se despidió. Alves le daba palmadas en la espalda.

Fue una imagen completamente distinta a la que se había visto unos 40 minutos antes. Neymar eludió a un zaguero, luego eludió al portero Dominik Livakovia para convertir con elegancia uno de sus mejores goles en Copas del Mundo.

Livakovic le había detenido un par de intentos en el tiempo regular a Neymar, quien festejó en grande su gol en el tiro de esquina acompañado por su compañeros, aunque no hubo bailes como en partidos pasados.

Neymar, de 30 años, llegó a Medio Oriente a dos tantos de alcanzar a su compatriota. Se perdió dos partidos por la primera fase lesionado del tobillo derecho.

El logro se dio mientras Pelé sigue internado en un hospital en Brasil, atendiéndose de una afección respiratoria. El último reporte indica que su estado de salud es estable.

La leyenda de 82 años de edad se dirigió a Neymar desde su cama.

“Te vi crecer, te animé todos los días y finalmente puedo felicitarte por igualar mi número de goles con Brasil. Ambos sabemos que esto es mucho más que un número”, dijo Pelé en un mensaje divulgado en su cuenta de Instagram. “Nuestro mayor deber como atletas es inspirar. Para inspirar a nuestros compañeros de hoy, las próximas generaciones y, sobre todo, para inspirar a todos los que aman nuestro deporte”.

“Desgraciadamente, este no es un día feliz para nosotros”, añadió Pelé. “Mi récord se fijó hace casi 50 años y nadie se había acercado al mismo hasta ahora. Lo lograste, muchacho. Ese muestra la grandeza de tu logro”.

Neymar, quien debutó con la Canarinha a los 18 años en 2010, concretó sus 77 goles en 124 partidos con Brasil, mientras que Pelé los consiguió en 92, entre 1957 y 1971.

Pero a diferencia del legendario Pelé, Neymar todavía no pudo conquistar un campeonato importante con el equipo nacional.

Pelé ganó tres Mundiales, incluyendo el de 1958, cuando tenía 17 años. Además, ayudó a su país a consagrarse en 1962 y 1970.

Neymar disputó su tercer Mundial y ya es el único brasileño, además de Pelé y Ronaldo, en poder marcar en tres distintas Copas del Mundo.

En Copas del Mundo, Neymar buscaba revancha personal porque en el 2014 una lesión en la espalda lo dejó fuera en cuartos de final ante Colombia y los brasileños perdieron 7-1 ante Alemania en semifinales.

En Rusia 2018, el mismo tobillo derecho le dio problemas y tampoco pudo trascender. Otra torcedura de esa articulación lo dejó fuera de la Copa América de 2019 que fue conquistada por Brasil.

Ahora, se va de Qatar con la misma frustración del pasado. Pero la dolorosa derrota lo podría hacer reconsideradar para el 2026.