Ohtani gana el premio de la AP al Mejor Deportista del Año

0
45
ARCHIVO _ El bateador designado de los Angelinos de Los Ángeles Shohei Ohtani celebra mientras recorre las bases tras batear un jonrón en un partido de las Grandes Ligas contra los Orioles de Baltimore el 1 de julio del 2021. (AP Foto/Ashley Landis)

(AP) — La mayor parte del tiempo en el deporte profesional, es fácil pensar que todo ya se ha logrado.

Con tantos deportistas superentrenados que se presionan constantemente al límite del rendimiento humano, es posible presenciar demostraciones sin precedentes de excelencia deportiva cada semana. Pero es realmente raro ser testigos de algo que no es simplemente una versión mejor o más productiva de lo que ya se ha visto.

Por eso es que la asombrosa redefinición del béisbol moderno por parte de Shohei Ohtani capturó la atención mundial tan vívidamente en el 2021 — y por eso es que el astro de los Angelinos de Los Ángeles, que brilla como pitcher y como bateador, es el ganador del premio de The Associated Press al Deportista Masculino del Año.

El ganador unánime del galardón al Jugador Más Valioso de la Liga Americana tuvo una temporada sin parangón en el último siglo en este deporte. En décadas, casi nadie había sido un lanzador y bateador — y nadie ha sido uno de los mejores toleteros y uno de los lanzadores más destacados desde que Babe Ruth brilló en el plato y el montículo por los Medias Rojas de Boston en 1919.

“Él esta haciendo algo que no hemos visto en nuestras vidas, pero lo está haciendo además al nivel más alto de bateo o pitcheo”, dijo el manager de los Angelinos Joe Maddon al final de la temporada regular. “Él está haciendo más que los otros peloteros, pero también lo está haciendo mejor que casi todo el mundo en el terreno, y estamos hablando de los mejores del deporte, sus contemporáneos. Él está jugando el mismo deporte, pero también un juego diferente”.

Ohtani bateó 46 jonrones y empujó 100 carreras, con un OPS de .965 en 126 juegos como el mejor bateador designado de la Liga Americana, tal como lo certifica su Bate de Plata. Fue tercero en las Grandes Ligas en jonrones, tras liderar la mayoría de la temporada.

El japonés abrió además 23 juegos en el montículo, con un récord de 9-2, un promedio de carreras limpias permitidas de 3.18 y 156 ponches en 130 entradas y un tercio como el as de la rotación de los Angelinos y uno de los mejores derechos en la Americana. Tiene una recta de 160 kilómetros por hora (100 mph), pero su splitter pudiera ser el mejor lanzamiento en el béisbol, con un movimiento que parece el de una bola que rueda y cae por el borde de una mesa.

El pelotero japonés, que tiene una estatura de 1,95 metros (6 pies y cuatro pulgadas) fue además uno de los corredores más rápidos en las bases, robándose 26 y anotando 103 carreras. Fue incluso líder de la liga en triples, con 8 — y jugo como jardinero cuando fue necesario.

Cualquiera de estos logros sería impresionante para un pelotero de 27 años que está mostrando el mejor bateo en su carrera, durante su cuarta campaña desde que se mudó de Japón a las mayores.

Y casi ninguna persona que esté viva había visto a un jugador hacerlo todo.

Ohtani hizo que los historiadores y expertos en estadística del béisbol desempolvaran los libros de récords de comienzos del siglo XX, para identificar a peloteros que hubieran logrado cifras tan destacadas y raras como las de él.

Mike Trout, compañero de Ohtani y quien ha ganado tres veces el premio al Jugador Más Valioso de la Liga Americana, consideró que la campaña del japonés es “nada menos que electrizante”.

“Por momentos, sentí como que había vuelto a las Pequeñas Ligas”, añadió Trout. “Ver que un pelotero lanza ocho innings, batea un jonrón, se roba una base y luego juega en el jardín derecho es algo increíble”.

Los fanáticos en los países beisboleros del mundo coinciden: Pese a su personalidad discreta y a que parece exclusivamente concentrado en su actividad deportiva, Ohtani se ha convertido en un ícono y una figura conocida.