Republicanos frustran intento demócrata de ayuda económica

0
111
En esta imagen del 27 de enero de 2020, el presidente Donald Trump durante una reunión con el primer ministro de Israel Benjamin Netanyahu en la Casa Blanca, en Washington. (AP Foto/ Evan Vucci)

(AP) — Los republicanos frustraron el jueves el intento de la bancada demócrata en la Cámara de Representantes de aprobar una ayuda económica de 2.000 dólares a cada ciudadano estadounidense, propuesta por el presidente Donald Trump.

El acontecimiento se dio cuando la cámara, dominada por los demócratas, se reunió a final de su sesión para dar formal aprobación a la ayuda económica que combina 1,4 billones de dólares del presupuesto público con la asistencia por la pandemia y con una gran cantidad de partidas no relacionadas con el tema.

Sin embargo, la sesión del jueves duró apenas 12 minutos en que quedaron frustradas las esperanzas del proyecto, negociado en nombre de Trump por el secretario del tesoro Steven Mnuchin.

El segundo en rango de los demócratas en la cámara, Steny Hoyer, buscó la aprobación unánime para la iniciativa pero el líder republicano Kevin McCarthy, quien no estaba físicamente presente en la cámara, se abstuvo de dar su aprobación y la gestión quedó frustrada.

Trump amenazó, en un breve video publicado el martes, con vetar el proyecto. Si cumple su amenaza, el gobierno sufriría un cierre parcial a partir del 29 de diciembre y no llegarían a la ciudadanía los anunciados cheques de 600 dólares por persona. Demoraría además la entrega de los pagos directos de 600 dólares que contiene el paquete y otra ayuda para desempleados y personas que enfrentan desalojo.

El esfuerzo en favor de un pago mayor ha creado una rara causa común entre Trump y algunos de los miembros más progresistas del Congreso. La presidenta de la Cámara de Representantes, la demócrata Nancy Pelosi, dijo que ellos pelearon por estipendios más elevados durante las negociaciones, pero aceptaron la cifra más baja luego que los republicanos se negaron. Los demócratas planean una votación a viva voz sobre la propuesta de cheques de 2.000 dólares cuando los representantes regresen a Wasnhington el lunes.

Los senadores republicanos, encabezados por el líder de la mayoría Mitch McConnell, se han opuesto a los cheques de 2.000 dólares, argumentando que son demasiado costosos.

El sendero adelante, incluyendo los esfuerzos para evitar un cierre federal o incluso aprobar una extensión de última hora de los cheques por desempleo, seguía turbio. Cualquier cierre casi seguramente sería breve, pero no nada está claro.

“No vamos a permitir que el gobierno cierre, ni vamos a abandonar al pueblo estadounidense”, dijo Hoyer. “Continúan las negociaciones entre la líder (Pelosi) y el secretario del Tesoro y la administración”.

El asunto se ve terriblemente para los republicanos, que se habían desecho en elogios hacia el paquete de ayuda, que fue aprobado el lunes luego que la Casa Blanca les aseguró a los líderes del partido que Trump respaldaba la propuesta. Ha creado además más dolores de cabeza para los senadores republicanos de Georgia Kelly Loeffler y David Perdue, que enfrebtan una segunda vuelta electoral el 5 de enero que decidirá el control del Senado.