Advertisement

La compañía que posee el National Enquirer, una revista estilo tabloide de noticias sobre celebridades, ha admitido que pagó 150.000 dólares a dos mujeres para mantener oculta supuestas relaciones extramaritales que tenía el entonces candidato a la presidencia Donald Trump.

Fiscales revelaron este miércoles que American Media Inc. (AMI), la compañía matriz del National Enquirer, para evitar un procedimiento judicial en su contra aceptó haber pagado a la actriz de películas para adultos Stormy Daniels y a la modelo de la revista para adultos Playboy Karen McDougald la cantidad referida.

Advertisemen

También este miércoles, el ex abogado personal del presidente Trump, Michael Cohen, fue sentenciado a tres años en prisión por haber mentido a investigadores sobre esta operación.

Cohen admitió que había orquestado los pagos por parte de la empresa de medios AMI para mantener en silencio a las mujeres.

Los fiscales investigan violaciones al código de financiamiento de las campañas por parte del presidente y sus asociados. Según la lógica del Gobierno, entregar dinero a las actrices con la intención de influir en la campaña presidencial de 2016 equivale a hacer donaciones de campaña, lo cual está muy por encima del límite legal de las contribuciones individuales, de 2.700 dólares.

“Como parte de un acuerdo, AMI admitió que hizo pagos de 150.000 dólares en relación con la campaña presidencial de un candidato, para asegurarse de que la mujer no haría públicos alegatos perniciosos para el candidato”, según se lee en un documento de la oficina del fiscal en Nueva York, reportado por la cadena NBC.

Según este documento, American Media Inc. estaba consciente de que estos pagos eran parte de la estrategia de campaña de Trump en 2016.

La empresa pagó por los derechos a la historia de estas dos mujeres, sin intención de hacerlas públicas.

Los fiscales aseguraron que la empresa no enfrentará procedimientos judiciales en su contra siempre y cuando colabore con la investigación.