Advertisement

Wall Street incrementa sus pérdidas y el Dow Jones de Industriales, su principal indicador, bajaba un 1,68 % en la media sesión, en una nueva jornada en el que ha predominado el pesimismo entre los inversores después de que la Reserva Federal (Fed) decidiese aumentar los tipos de interés en EEUU.

En la media sesión, la principal referencia descendía 392,53 puntos, hasta 22.931, y el selectivo S&P 500 retrocedía un 1,41 % o 35,23 unidades, hasta 2.471,73 enteros.

Advertisemen

El índice compuesto del mercado Nasdaq, donde cotizan los principales grupos tecnológicos, se sumaba a las bajadas con un descenso del 1,61 %, 106,84 puntos, hasta alcanzar los 6.529,99.

La práctica totalidad de los sectores corporativos estaban en rojo en la media sesión y el de bienes no esenciales (con una caída del 2,56 %) encabezaba las pérdidas, seguido del energético (2,41 %), el tecnológico (2,21 %) y el industrial (1,88 %).

Las acciones estadounidenses se desplomaron así por segundo día consecutivo después de que la Reserva Federal elevase los tipos de interés de referencia.

Para los operadores, la declaración de la Fed y la posterior conferencia de prensa del presidente de la entidad, Jerome Powell, no les lleva a pensar que la Fed vaya a desacelerar su ritmo de alza de tipos tan rápido como algunos esperaban. .

Si bien diciembre nunca había sido el peor mes del año del S&P 500, las compañías de este índice han perdido un total de 2.390 millones de dólares en capitalización de mercado este mes.

En este contexto, en el grupo de 30 títulos que cotizan en el Dow, Walgreens (NASDAQ:WBA) Boots Alliance (con una bajada de 6,48 %) lideraba las pérdidas por delante de Walmart (NYSE:WMT) (3,79 %), United Technologies (NYSE:UTX) (3,09 %), IBM (NYSE:IBM) (2,82 %), UnitedHealth (NYSE:UNH) (2,59 %) y Microsoft (NASDAQ:MSFT) (2,58 %).

Al otro lado, solo una corporativa presentaban ganancias, y de forma sorprendente porque venía de una muy mala racha: Johnson & Johnson (NYSE:JNJ) (0,66 %).

Por lo que respecta a otros mercados, el petróleo de Texas bajaba un 4,36 % hasta los 46,07 dólares el barril, el oro aumentaba su valor hasta 1.267,10 dólares la onza, la rentabilidad del bono del Tesoro a diez años descendía hasta el 2,76 % y el dólar perdía ante el euro, con un cambio de 1,1466.