El secretario de Defensa de EEUU, Lloyd Austin, tiene cáncer de próstata, dicen médicos

0
54
El secretario de Defensa de Estados Unidos, Lloyd Austin, durante una conferencia de prensa conjunta con su homólogo israelí Yoav Gallant tras una reunión en Tel Aviv, Israel, el lunes 18 de diciembre de 2023. (AP Foto/ Maya Alleruzzo)

(AP) — El secretario de Defensa de Estados Unidos, Lloyd Austin, tiene cáncer de próstata y su reciente hospitalización secreta fue para someterse a una cirugía y luego para tratar una infección del tracto urinario relacionada con esa operación, dijeron los médicos el martes.

Austin, de 70 años, ingresó al Centro Médico Militar Nacional Walter Reed el 22 de diciembre y se sometió a una cirugía para tratar el cáncer. Austin desarrolló la infección una semana después. Funcionarios de alto rango del gobierno y del Departamento de Defensa no fueron informados durante días sobre la hospitalización de Austin ni del cáncer que padece.

De acuerdo con los médicos, el cáncer fue detectado cuando Austin tuvo una revisión regular a principios de diciembre. Señalaron que fue sometido a “una intervención quirúrgica mínimamente invasiva” y se fue a casa al día siguiente. Pero el 1 de enero reportó nauseas y un fuerte dolor abdominal, de cadera y en las piernas debido a la infección.

Los doctores dijeron que su cáncer de próstata fue detectado en una etapa temprana y que su pronóstico es excelente.

El anuncio del cáncer se produjo después de constantes cuestionamientos sobre la razón por la que Austin había sido hospitalizado y por qué el presidente Joe Biden y otros funcionarios de alto rango no habían sido informados sobre ello durante días. Varios legisladores republicanos incluso dijeron que Austin debería ser despedido.

Horas antes el martes, con la controversia en curso, el jefe de despacho de la Casa Blanca, Jeff Zients, ordenó a los miembros o secretarios del gabinete que avisaran a su oficina si en algún momento no podían desempeñar sus funciones. Mientras tanto, el gobierno de Biden, tras la sorpresiva noticia de la enfermedad de Austin la semana pasada, está preparando una revisión de sus políticas. El Pentágono también lanzó su propia revisión.

En un memorándum enviado a los integrantes del gabinete, Zients giró instrucciones de que le entreguen a la Casa Blanca a más tardar el viernes su protocolo para delegar autoridad en caso de incapacitación o pérdida de comunicación.

Mientras continúa la revisión de los procedimientos, Zients les ha pedido a todas las agencias del gobierno que le notifiquen a su despacho o a la oficina de asuntos de gabinete de la Casa Blanca si alguna de ellas experimenta o planea experimentar una circunstancia en que el director no puede ejercer sus funciones.

Biden y otros funcionarios de alto rango no fueron informados durante días de que Austin había sido hospitalizado y había delegado su autoridad a su adjunto. Un portavoz del Pentágono atribuyó la falta de comunicación a un miembro clave del personal que estaba enfermo de gripe.

“Las agencias deben asegurarse de que se emiten delegaciones cuando un miembro del gabinete viaja a zonas con acceso limitado o nulo a las comunicaciones, es hospitalizado o se somete a un procedimiento médico que requiere anestesia general, o se encuentra en cualquier otra circunstancia en la que pueda estar ilocalizable”, señala el memorándum de Zients. También pide a las agencias que documenten cuando se produzca cualquier transferencia de la autoridad de este tipo y que la persona que desempeñe la función de manera interina se ponga en contacto de inmediato con el personal pertinente de la Casa Blanca.

Una copia del memorándum fue obtenida por The Associated Press.