México pide apoyo a China para combatir tráfico de fentanilo

0
59
ARCHIVO - El presidente mexicano Andrés Manuel López Obrador habla en el Palacio Nacional de la Ciudad de México, el 10 de enero de 2023. López Obrador pidió ayuda a su par de China, Xi Jinping, el martes 4 de abril de 2023 para controlar los envíos de fentanilo desde el gigante asiático. (AP Foto/Fernando Llano, Archivo)

(AP) — El presidente mexicano Andrés Manuel López Obrador dijo el martes que pidió apoyo a su par de China, Xi Jinping, para controlar los envíos de fentanilo desde el gigante asiático y se quejó de los “groseros amagos” de legisladores estadounidenses contra México.

Durante su conferencia matutina López Obrador dio a conocer una carta que envió a Xi, con el apoyo de legisladores estadounidenses, para pedirle que por razones humanitarias ayude en el control de los envíos de fentanilo desde China hacia México, así como información sobre quiénes realizan las importaciones y los puertos de salida y destino.

El mandatario aprovechó la misiva para reiterar las críticas contra algunos congresistas republicanos, a los que señaló de realizar “groseros amagos” contra México, y admitió que por el país latinoamericano sólo pasa el 30% de la droga que consumen los estadounidenses, pero “de manera falaz e irresponsable, algunos legisladores de Estados Unidos han culpado a México de la desgracia que vive su país por el consumo de fentanilo”. No quedó claro de inmediato si Xi había recibido la carta o si la había respondido.

López Obrador criticó las recientes declaraciones que realizó el senador republicano Lindsey Graham -quien aseguró que México no toma acciones para contener el tráfico de fentanilo- y sostuvo que algunas agencias, congresistas y autoridades estadounidenses “usan mucha información con propósitos politiqueros. Les hace falta seriedad, profesionalismo y actuar con apego a la verdad”.

A los cuestionamientos contra Graham se sumó el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, quien afirmó que México no tenía nada que ver con ese problema y siempre ha prestado apoyo a Estados Unidos para enfrentar esa problemática. “El problema no se genera en México ni es México el causante de esta crisis, es injusto y es falso”.

En las últimas semanas, ha habido tensiones entre México y Estados Unidos luego del secuestro y asesinato el mes pasado de dos estadounidenses en la localidad fronteriza de Matamoros y la petición que hicieron congresistas republicanos de que deberían considerarse a los cárteles de droga mexicanos como organizaciones terroristas.

López Obrador consideró la propuesta de los congresistas estadounidenses “intervencionista” y sostuvo que con ello se busca estigmatizar a México. El presidente señaló a los legisladores republicanos de manipular a los estadounidenses a través de los medios de comunicación.

El mandatario ha negado que el fentanilo se produzca en México, aunque su administración ha reconocido haber encontrado decenas de laboratorios donde se produce, principalmente en el estado norteño de Sinaloa.

La mayor parte del fentanilo ilegal es distribuido por cárteles mexicanos en píldoras que se parecen a otros medicamentos o mezclado con otras drogas, incluidas la heroína y la cocaína. Muchas personas que mueren de sobredosis en Estados Unidos no saben que están consumiendo fentanilo.

El fentanilo es un opioide sintético traficado por cárteles mexicanos al que se atribuyen unas 70.000 muertes por sobredosis al año en Estados Unidos. Los expertos dicen que los cárteles mexicanos están ganando tanto dinero ahora en el mercado estadounidense que no ven la necesidad de vender fentanilo en su mercado local.