Advertisement

Esta semana se dio a conocer que el túnel empezaría a funcionar a partir del lunes, no obstante portavoces de la empresa concesionaria encargada de su construcción informaron que la apertura se adelantó un día, tras la aprobación que dieron las autoridades el viernes a las obras finales, según informó hoy el medio The Miami Herald.

Según manifestó a Efe Chris Hodgkins, portavoz del Port of Miami Tunnel, el retraso de la apertura del túnel se debió a problemas con una de las tuberías, que hubo que reemplazar, así como a una serie de ventiladores internos que debieron ser arreglados.

Advertisemen

Hodgkins confirmó también que el retraso en la apertura del túnel, en cuya construcción han trabajado miles de obreros, ha supuesto para el contratista del proyecto, Bouygues Travaux Publics S.A., un multa de 115.000 dólares diarios desde la inauguración en mayo pasado.

El túnel, que se inauguró oficialmente el pasado 19 de mayo y ha contado con un presupuesto de 1.000 millones de dólares, está considerado como un hito de la ingeniería de Estados Unidos.

Concebido como el más seguro del país y el único en EE.UU. que une directamente una autopista con el puerto sin señales de tráfico, su planificación demandó tres décadas y su construcción cuatro años.

Los túneles, con dos carriles cada uno, para entrada y salida al puerto, cuenta con modernos sistemas de seguridad y su punto más profundo se encuentra unos 120 pies por debajo de la superficie.

Cuando se abra a la circulación, cerca de 16.000 vehículos, principalmente camiones y transporte de contenedores y mercancías, recorrerán diariamente el tramo subterráneo que conecta el puerto y la ciudad a través de la carretera elevada de MacArthur, que une Miami Beach con Miami.